Usted está aquí

Anie: una lección de vida

Por: comunicaciones
Publicado el: Julio 2021
Ante fue atendida por Urgencias Veterinarias, con una grave lesión en su pata. Aquí la historia de una luchadora.

Esperando a que volvieran por ella, Anie se quedó en el lugar en donde fue lanzada de un vehículo. Además de la angustia, tenía una condición difícil ya que no podía apoyar su pata izquierda y no podía moverse bien. Una ciudadana reportó esta situación a través del 123, y fue atendida por el equipo de Urgencias Veterinarias. Así empezó el cambio de vida de esta luchadora. 

La primera atención que recibió Anie fue en calle: una revisión general de su estado físico y comportamental, en donde el equipo médico logró identificar que tenía una lesión en su extremidad trasera izquierda, con alguna molestia en su cadera que le dificultaba movilizarse. Los ciudadanos estaban suministrándole medicamento para el dolor, pero debido a la condición en la que se encontraba era primordial que fuera trasladada a clínica operadora para finalizar el diagnóstico y comenzar su tratamiento de inmediato.

En clínica le realizaron placas de rayos X, que mostraron que efectivamente tenía una fractura en fémur y necesitaba una cirugía correctiva para que pudiera recuperar su movilidad normal. Anie fue sometida a una cirugía que permitió que su fractura fuera recompuesta satisfactoriamente y, así, iniciara su proceso de rehabilitación ortopédica.

Para su tratamiento ortopédico fue trasladada a la Unidad de Cuidado Animal, en donde se encuentra actualmente. Anie está estable y logra apoyar con normalidad y destreza su pata izquierda; continua con su tratamiento postquirúrgico ortopédico que es complementado con algunos controles radiográficos para evaluar la evolución en la consolidación de la fractura. 

Ya ha recuperado su movilidad, y poco a poco, la confianza en los humanos luego de sufrir el triste abandono. Una vez sea realizada su esterilización y tras completar su plan de vacunación, se espera que continúe su proceso de valoración comportamental y de interacción para que ingrese al programa de adopciones. Esta hermosa perrita de grandes y vivaces ojos es muy tranquila y amorosa, y merece una segunda oportunidad para ser feliz.

Esta historia continuará...

Galería de imágenes de la noticia: