Usted está aquí

¿Qué pasa con un animal silvestre cuándo es trasladado al Centro de Fauna Silvestre?

Por: comunicaciones
Publicado el: Septiembre 2020
El Centro de Fauna Silvestre del Instituto Distrital de Protección y Bienestar Animal -IDPYBA se encarga de velar por la salud y el bienestar de los animales silvestres que son aprehendidos en Bogotá por la Policía Nacional y las autoridades ambientales, rehabilitándolos con la esperanza de regresarlos a su hábitat natural.

Bogotá, D.C., septiembre de 2020. El Centro de Fauna Silvestre del Instituto Distrital de Protección y Bienestar Animal -IDPYBA se encarga de velar por la salud y el bienestar de los animales silvestres que son aprehendidos en Bogotá por la Policía Nacional y las autoridades ambientales, rehabilitándolos con la esperanza de regresarlos a su hábitat natural.  

A su ingreso al centro, estos animales son recibidos por un equipo de médicos veterinarios, biólogos y zootecnistas para iniciar el proceso de recuperación. Luego de revisar su estado inicial, pasan a una zona de arribo en la que se les permite recuperarse del estrés que se puede presentar tras la aprehensión o separación de sus tenedores ilegales.

Este tiempo, que puede tomar un par de días, se utiliza también para evaluar los hábitos alimenticios y el comportamiento, y así determinar de qué manera se abordará la rehabilitación. 

Luego se procede con un examen exhaustivo de las condiciones físicas y de salud de los recién llegados. En la mayoría de los casos es necesario realizar esa revisión bajo anestesia inhalada para evitar que los animales se lastimen o tengan un episodio de estrés.

Allí les toman las medidas para poder identificar que su condición corporal sea la adecuada. Según la especie, se toman muestras de orina, de sangre, perfiles hepáticos y se determinan otras pruebas para identificar alguna enfermedad zoonótica. 

Posterior al examen de ingreso, los animales pasan a la zona de cuarentena. Allí permanecen de 30 a 90 días y están aislados de los demás animales de su especie para identificar si tienen alguna enfermedad que pueda afectar a otros que estén en custodia.

Luego de superar su tiempo de aislamiento, el equipo de biólogos y médicos veterinarios configuran el proceso de socialización para así dar inicio a la fase final dentro de su proceso de rehabilitación que, según su especie, puede ser recuperación de hábitos o fortalecimiento de habilidades de desempeño, donde se procede a aislar al animal de los contactos con los humanos para que puedan irse adaptando poco a poco a la vida silvestre. Además, en esta fase los profesionales conceptúan sobre la disposición final del animal.

Cuando el concepto es de liberación o retorno a su hábitat natural, se notifica a la Secretaria Distrital de Ambiente quienes son la autoridad indicada y facultada para realizar este proceso o cualquiera que sea disposición final recomendada para el animal que ha sido rehabilitado en el Centro de Fauna Silvestre del IDPYBA. 

 

 

Galería de imágenes de la noticia: